Lo primero que hizo el portavoz del IU fue querer enviar un mensaje de tranquilidad acerca de los presupuestos. Inmediatamente formuló la opinión de fraude que le merecía la actitud de la concejala del PSOE que ahora se ha trasladado al grupo de no adscrita a ningún grupo político achacándole falta de coherencia y expresando claramente y sin esconderse que responde a la mano que mece la cuna que ha hecho un senador del PSOE al parecer molesto por haber sido removido de la secretaría general local y que es quien ha escrito el guión de la concejala Requena en su intervención en el pleno. Ha lamentado que a la misma le haya movido el interés económico a la hora de decidir lo que ha hecho finalmente. 

En cuanto al grupo del PP ha comentado que si bien se construyó un argumentario razonable no lo ve, creíble ni que sirva a los intereses de la ciudad que dice defender y lo refrenda preguntándole: ¿Dónde están las enmiendas presentadas y dónde están los presupuestos alternativos que tendría que haber tenido y presentado.

Afirma que su grupo tuvo una responsabilidad compartida en la no aprobación de los presupuestos pero solo en la medida del apoyo ciudadano que tiene y reclamó para los grupos mayoritarios la responsabilidad de presentar alternativas y de que se tomen las decisiones que beneficien más a la ciudad.

IU calificó los presupuestos de raquíticos pero también de realistas, puesto que se han ajustado a la realidad del pueblo como consecuencia de situaciones históricas heredadas de gobiernos socialistas y posteriormente de gobiernos del PP y ha echado en cara al equipo de gobierno que se reunieron con ellos acerca de los presupuestos, que este grupo hizo aportaciones y que posteriormente no dieron respuesta a las mismas ni se han vuelto a reunir con ellos. Si confirmó que los habían llamado, al contrario que ha negado el grupo del PP pero que hace falta sentarse más seriamente a hablar del mismo, que no basta con una llamada. 

Avanzó que ahora están a la espera según marca la normativa de una nueva convocatoria de pleno para aprobar los presupuestos y si no se diera se podría acometer una moción de confianza o bien el grupo mayoritario tendrá que presentar una alternativa.

Deja un comentario