Las propuestas sobre las zonas industrial Polígono de la Marcoba y PP6 por parte de Adelante Guadix se centraron en reclamar una adecuada limpieza así como el mantenimiento preciso de las parcelas de modo que fueran atractivas para quienes se acerquen ya sean empresas, pymes o autónomos que demanden un servicio o suelo para poder instalarse, mejorando iluminación y accesos aunque sea de forma provisional mientras se resuelva la anunciada rotonda del Hospital así como el acceso peatonal al polígono de la Marcoba.

Solicitó la urgente revisión de los precios de las parcelas y solares que están todavía sin ocupar para empresas que quieran apostar por el desarrollo sostenible, por la industria agroalimentaria basada en la agricultura ecológica o ganadería no intensiva, y que apuesten por disponer de cláusulas sociales y medioambientales en sus contrataciones.

Demandan la creación de una ventanilla única para facilitar la rapidez y agilización de los trámites en la creación de empresas, .

Ortiz el candidato de Adelante Guadix, afirmó querer seguir avanzando en lo que no es nuevo; el engaño de la rotonda del hospital.

Afirmó que mientras se acaba el proyecto había que comprometerse a garantizar la seguridad vial de los usuarios que acceden tanto al hospital como al polígono de la Marcoba aunque fuese con una solución provisional pero segura con puntos de luz y de refugio que comunique la ciudad con el hospital y el polígono.

Propuso la opción de utilizar la prioridad municipal para obligar a aquellos propietarios de naves o terrenos industriales de modo que si no las ponen en funcionamiento se pueda ejercer la cláusula de retracto para que sea el municipio quien pueda ofertar esos terrenos o naves a unos precios razonables, no especulativos para que se de precisamente facilidad de instalación u ocupación de las mismas por los industriales que tengan necesidad de las mismas. No se puede seguir soportando que haya iniciativas empresariales que se hayan tenido que ir de Guadix por que no se dispone de suelo a unos precios razonables.

Deja una respuesta