La actividad, que ha consistido en una charla coloquio  y ha terminado con una degustación de frutas como ejemplo de hidratación se ha desarrollado en las instalaciones del Centro de Participación Activa de Mayores de la Junta de Andalucía de Guadix, antes conocido como Hogar del Pensionista donde se han dado cita unas cincuenta personas.

La Asociación para la Promoción de la Salud y la Educación Sanitaria (CIRCE), en el marco de colaboración con el Área Sanitaria Granada Nordeste (UGC de Atención Primaria de Salud, Guadix) ha desarrollado la actividad relacionada con el Plan Andaluz para la Prevención de los efectos de las temperaturas excesivas sobre la salud, 2018.

El objetivo, implicar y coordinar a distintas instituciones locales para facilitar el intercambio de información, centrar los esfuerzos en población de riesgo como son las personas mayores y minimizar el impacto de las altas temperaturas sobre la salud de estas personas.

Se ha seleccionado este colectivo por constituir un grupo de riesgo por edad y/o presentar frecuentemente patología, ser polimedicados (tomar más de seis fármacos), tener movilidad reducida, coexistencia de déficit neurológicos diversos, vivir solos, estar con más o menos dependencia o necesidad de ayuda para determinadas actividades de la vida diaria, etc. por lo que estas circunstancias pueden determinar que, estas personas tengan dificultades para adoptar medidas protectoras frente a las altas temperaturas.

Las tres instituciones implicadas han trabajado colaborativamente para desarrollar las actividades:

  • Se ha realizado una presentación explicativa de cómo la temperatura puede afectar a la salud, los síntomas y signos que pueden aparecer y su reconocimiento.
  • Se han expuesto dudas y contestado preguntas.
  • Se han dado las recomendaciones para prevenir los efectos nocivos de las altas temperaturas sobre la salud, mediante la implementación de medidas higiénico-dietéticas como:
  1. Protección personal: bajar la intensidad en la actividad física, descansar convenientemente, uso de ropas frescas y ligeras, gorros, sombreros o paraguas, gafas  y protecciones solares, refrescarse con agua o ducharse.
  2. Protección del entorno, bajar persianas, aireación adecuada de las estancias, mantener humedad ambiental.
  3. Hidratación frecuente aunque no se tenga sed,  evitar alcohol y bebidas muy azucaradas y excitantes (te, café, bebidas energéticas, etc)
  4. Alimentación idónea, comidas ligeras que le ayuden a reponer las sales perdidas por el sudor (ensaladas, frutas, verduras, zumos…).
  5. No auto-medicación,  consultar si tiene dudas o clínica.
  6. Solicitar visitas y/o cierto control por familiares, vecinos, teleasistencia, asociaciones…
  7. Evita exposición solar en horas clave sobretodo.
  • Se ha ofrecido una degustación de fruta variada y agua a los asistentes con objeto de reforzar e instruir sobre la temática expuesta en la sesión.
  • Se insiste en la necesidad de dotar a la ciudadanía de recursos y reforzar los activos para la salud del colectivo para que adopten estilos de vida que favorezcan su salud, autonomía e independencia.                                                                                          

                                                                                                 

Antonia Perez Lazaro

Asociación Circe

Deja una respuesta