La Diputación de Granada ha solicitado tres proyectos al Ministerio de Política Territorial y Función Pública por una cuantía que asciende a 1.850.100 euros, destinados a las personas jóvenes no ocupadas y no integradas en los sistemas de educación o formación, con el objetivo de contribuir a mitigar el problema de despoblación de las zonas rurales de la provincia de Granada y lograr fijar la población joven a los municipios con menor número de habitantes. 

Concretamente, estas ayudas están dirigidas a jóvenes de municipios con población menor a 5.000 habitantes o con entre 5.000 y 10.000 habitantes que muestran decrecimiento poblacional en los últimos 10 años. Se excluye a municipios del Área Metropolitana de Granada puesto que su dinámica social, económica y poblacional está ligada a la capital de la provincia. 

Son 129 los municipios que cumplen con estos criterios. “Queremos que nuestros jóvenes puedan quedarse a vivir en sus pueblos y para eso tenemos que generar políticas que fomenten un empleo estable”, afirma Ana Muñoz, diputada de Empleo y Desarrollo Sostenible”. 

Los tres proyectos presentados son: “Futuro Joven” que son ayudas directas a empresas para la contratación. Se trata de aumentar la contratación de carácter indefinido a través de la intermediación y los incentivos económicos. “Territorio Emprendedor”, basado en ayudar a los jóvenes en su proceso de autoempleo. Consiste en aumentar el emprendimiento como vía de acceso al mercado laboral a través de la creación de empresas. El proyecto incluye una ayuda económica al participante por su alta como trabajador autónomo (de forma individual o como persona jurídica). 

Y por último, “Genera Granada”, consistente en cursos de formación para el emprendimiento. En este caso el reto es aumentar el emprendimiento como vía de acceso al mercado laboral a través de la creación de empresas e impartir formación específica en materias concretas propias de la zona como turismo, oficios tradicionales, agricultura, ganadería o patrimonio artístico, acompañada necesariamente de formación en autoempleo y creación de empresas. Se trata de generar, según ha indicado Muñoz, “una sinergia positiva entre las actuaciones de cada proyecto y poder abarcar las diferentes expectativas profesionales de la juventud rural de la provincia”.

Con todos estos proyectos Granada “pone su granito de arena”, señala Muñoz, en Estrategia Nacional frente al Reto Demográfico, haciéndose eco de la necesidad de impulsar la actividad económica y la mejora de la capacitación laboral para dinamizar los territorios con mayores desafíos demográficos, como el envejecimiento de la población y el despoblamiento territorial, centrada en los municipios de menores dimensiones demográficas.

Deja una respuesta