Jesús Lorente, ha puesto como ejemplo de esta falta de seguridad el colegio Padre Poveda, donde no se desplazan efectivos de la Policía Local para controlar la peligrosidad que se produce a la entrada y salida del centro

Esta mañana Jesús Lorente junto a varios concejales populares han denunciado delante del colegio Padre Poveda de Guadix, en Cuatro Veredas, la peligrosidad que existe en los horarios de entrada y salida de este centro, algo extensible a otros colegios de la ciudad. La entrada del colegio se encuentra en un cambio de rasante de la vía, lo cual hace que sea más difícil ver a los escolares cuando salen y entran al colegio. Si a esto unimos que se trata de una calle con cada vez más volumen de tráfico y que normalmente no hay ningún efectivo de la Policía que lo regule, la peligrosidad en la zona está garantizada.

La asociación de padres y madres del colegio llevan bastante tiempo solicitando al Ayuntamiento que garantice la seguridad de sus hijos e hijas, “petición a la que hace oídos sordos la alcaldesa ignorando la preocupación de esas madres y padres”. Por lo que desde el Partido Popular, solicitan a la alcaldesa que garantice la seguridad de los alumnos en la entrada y salida del colegio, con la presencia de la Policía Local y que se coloquen bandas sonoras en la zona para que los vehículos aminoren la velocidad cuando circulen por esta calle.

“Una de nuestras grandes preocupaciones durante esta legislatura ha sido garantizar la seguridad en la entrada y salida de los centros escolares. De hecho fue el Partido Popular, cuando gobernaba, el que posibilitó la presencia de la Policía Local en las entradas y salidas de todos los colegios de la ciudad que necesitaban de esa seguridad. Ahora el partido socialista, no ha continuado con esas medidas provocando una importante falta de seguridad en los colegios accitanos”, asegura Jesús Lorente.

También se ha referido a la falta de efectivos que sufre la Policía Local, que se ha producido “por la dejadez de su máxima responsable, la alcaldesa de Guadix, ya que la Ley permite poder cubrir todas las vacantes de los cuerpos de seguridad, lo cual no han hecho durante toda la legislatura, provocando que la Policía Local tenga una falta de efectivos alarmante”. “Un ayuntamiento tiene la obligación irrenunciable de garantizar la seguridad de sus ciudadanos algo que no ha cumplido este equipo de gobierno socialista”, finaliza Jesús Lorente.

Deja una respuesta