El PSOE de Guadix, a través de Mariela Fernández, exige a la consejera de Fomento de la Junta de Andalucía, Marifrán Carazo, que se dé una cita urgente antes de Semana Santa a la corporación municipal accitana para dar cumplimiento a la moción acordada en el pleno el pasado martes.

Guadix necesita conocer y saber la tramitación de un proyecto fundamental para la ciudad y de la que lleva esperando información desde el 30 de enero, cuando la titular de Fomento tomó posesión de su cargo, y en la que se ha reiterado que se atienda y se acabe de una vez por todas con este “apagón informativo”.

Los socialistas de Guadix presentaron una moción que finalmente derivó en un acuerdo plenario en el que se solicita a la Consejera una entrevista  a fin de establecer y concretar las fechas para la aprobación y firma del “Convenio Específico” y dar certeza en los plazos para la remodelación de la Avenida de Buenos Aires.

Convenio específico y licitación

Desde diciembre pasado el ayuntamiento accitano habría estado en disposición de tener el “convenio específico” para su aprobación por el pleno municipal y, a renglón seguido, iniciarse por la administración autonómica el concurso para contratar las obras.

La última comunicación que trasladó al ayuntamiento el antiguo director general de Infraestructuras, Jesús Huertas, es que el convenio específico estaba pendiente de unos informes técnicos. Desde entonces, y a pesar de haber pasado casi cuatro meses desde las elecciones, no se ha conseguido ninguna interlocución con la Junta.

La Avenida de Buenos Aires ya ha tenido todo el recorrido necesario: hay un convenio marco firmado desde febrero de 2018, un compromiso económico, un proyecto aprobado, y lo que se pide es que se continúe con el proceso que permita a Guadix contar con un nuevo espacio urbano.

En esta legislatura municipal, Inmaculada Olea “arrancó” a la Junta de Andalucía, presidida por Susana Díaz, la firma de un nuevo convenio marco para la Avenida por el que la administración autonómica tendrá que aportar el 80 por ciento del coste de la remodelación, mientras que el ayuntamiento el resto, en una inversión que asciende a 2,4 millones de euros. Un logro conseguido después de diez años de paralización, que ha costado mucho. Al inicio de las conversaciones entre ayuntamiento y la consejería, fueron muchas las reticencias sobre si el convenio estaba vencido o no, los porcentajes de aportación o problemas de financiación. Ello llevó a Inmaculada Olea a reiterar hasta la insistencia, llegando hasta la entonces Presidenta Susana Díaz quien entendió que era justo lo que Guadix pedía para la Buenos Aires. Por ello se firmó un nuevo convenio donde la Junta incrementa el porcentaje de aportación y elaboró el proyecto para la avenida. 

Deja una respuesta