El parlamentario andaluz Juan José Martín Arcos ha denunciado que el número de vehículos en espera para pasar la Inspección Técnica de Vehículos (ITV) en la provincia de Granada se triplicaron en 2019, hasta aumentar en un 340 por ciento respecto al año anterior y agrega que mucho nos tememos que detrás de esos datos se esconde el especial interés del presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno Bonilla, para hacer ver que la empresa pública Veiasa no funciona con el objetivo de forzar su venta y privatizar el servicio.

El socialista ha criticado que, en tan solo un año, el número de vehículos a la espera de pasar las pruebas haya pasado de los 5.474 vehículos de 2018 a 24.080 en 2019.

Martín Arcos ha hecho un llamamiento a la Junta y a su máximo representante en la provincia, Pablo García, para que dé la cara ante este asunto y se comprometa a reivindicar un aumento de las contrataciones para “evitar que estas cifras inadmisibles de atrasos generados durante la gestión de Moreno Bonilla sigan creciendo”.

Así, ha detallado que los casos más “sorprendentes” en cuanto a número de vehículos en espera son los de las estaciones de Guadix, que ha pasado de 42 vehículos en 2018 a 924 el pasado año, Motril, de 392 a 4.312, Huéscar, de 42 a 462, y Las Gabias, de 210 a 2.100.

Deja una respuesta