En el día de ayer finalizaba la Primera Peregrinación Diocesana de Jóvenes, que comenzó el viernes 18 de octubre y en la que han recorrido parte del Marquesado del Cenete, iniciando en Jerez del Marquesado, hasta llegar a Huéneja, donde han terminado con la Virgen de la Presentación, patrona de la localidad. Unos 60 jóvenes de diferentes parroquias, junto con seminaristas del seminario mayor y menor, han formado parte de un grupo de peregrinos en el que también ha estado obispo de Guadix, Francisco Jesús Orozco.

En cada uno de los pueblos por los que han pasado han ido recibiendo información de su historia, haciendo el primer día el trayecto de Jerez a donde llegaron en autobús, a Lanteira donde pasaron la noche, y donde recibieron información del beato Manuel Medina Olmos, del que se cumplen 150 años de su nacimiento y que ha motivado que la Santa Sede conceda un Año Jubilar  a la parroquia de Lanteira y a la catedral de Guadix.

El sábado 19 de octubre, la caminata se inició en Lanteira pasando por Alquife, donde visitaron la Iglesia. Después, se marcharon a La Calahorra, donde visitaron el castillo y la iglesia, siendo recibidos por el alcalde de la localidad, Alejandro Ramírez, que acompañó al grupo en su camino por el pueblo para dirigirse a Huéneja, pasando previamente por el municipio de Dólar.

La peregrinación, finalizó el domingo en Huéneja, con una misa ante la Virgen de la Presentación, presidida por el obispo de Guadix, que además ha acompañado a los peregrinos los tres días que ha durado el recorrido y ha servido para vivir y compartir momentos con otros jóvenes, intercambiar experiencias y para crear lazos de unión entre ellos.

Deja un comentario