• COMUNICADO.

 Sr. Director de EL. ACCITANO.

Mi respetable señor: Gracias mil por sus trabajos en favor de mi pobre hijo el moro de Purullena, que agradezco a V. en el fondo de mi alma.

Poco he de molestarle, pues me voy a reducir a hacer público:

1º.  Que estoy casado civilmente con Agustina Tauste, no habiéndolo hecho por la Iglesia por falta de una fe de soltería que el párroco de mi pueblo quedó en pedir a Valencia; pues siempre fui cristiano y creyente.

2º.  Que me viven tres hijos llamados Rosario, Elías y Josefa, que su merced el señor Cura bautizó con campanas en distintas ocasiones, ignorando yo por tanto las razones que tuviera para negarse a seguir la costumbre que él había establecido.

3º.  Que habiendo leído su ilustrado periódico, con motivo del bautizo del moro, mi hijo, he aprendido que no debe ser aquél bautizado con pompa por prohibirlo la Iglesia; protestando que si por este señor Cura se me hubieran manifestado tales leyes, jamás hubiera titubeado ni un momento para que el niño se bautizara con el silencio que establecen esos mandatos, que desde luego respeto como súbdito humilde a todas las prescripciones de la comunión cristiana a que me honro pertenecer.

4º.  Que por lo dicho estoy dispuesto a que mi hijo sea bautizado en la forma que disponga el Iltmo. Sr. Obispo, a quien como buen cristiano estoy desde luego sometido, acatando las determinaciones que tome para dar fin y remate a tan enojoso asunto.

5º.  Que mi mujer y yo estamos dispuestos a casarnos canónicamente; pues así lo hemos pensado siempre y ahora más, gracias a los sanos consejos de V, suplicando al señor Obispo dé orden para que así se efectúe, haciendo valer sus influencias para poder adquirir el documento, que como llevo dicho, falta para ello.

.  Que protestamos de las palabras de nuestro Párroco llamándonos concubinarios, perdonándole sin embargo el mal que con ello nos ha inferido.

Concluyo rogando a V. dé publicidad a esta franca manifestación, y haga cuanto pueda en favor de nosotros y de nuestro hijo.

Suyo affmo. s. s. q. b. s. m., JOSÉ VILLALVA SIERRA.

Purullena 9 de Marzo de 1892.

VARIEDADES.

Rara avis.– Se nos dice que por el depositario nombrado para guardar las cantidades repartidas y cobradas a los terratenientes de la acequia de Almecín, se va a devolver a los propietarios una respetable cantidad, sobrantes a los gastos que se han efectuado en las obras llevadas a efecto en indicada acequia. Por esta vez no resulta irónico aquello de en buenas manos anda el pandero, liara aois.

 Al perro flaco.- El lunes último al pasar un pobre arriero el rio de esta ciudad, observó que las aguas arrastraban al jumento que llevaba cargado de higos, y ayudado por otros seres compasivos, no tuvieron otro medio para salvar al animal que rozar las cuerdas que sujetaban la mercancía, que fué rio abajo a ser pasto de los peces, y con ella la mitad del capital del pobre arriero.

Contraste.- El mismo día, nos han contado, estuvo a pique de perecer en la rambla de Paulenca un caballero, a quien arrastraban las aguas juntamente con el caballo, debiendo su salvación a haberle cogido varios sujetos que allí se encontraban, y que con exposición de sus vidas se arrojaron al agua.

Bien Hecho.- Altamente noble y generosa fue la acción llevada a cabo la tarde del viernes último por el Sr. Presidente del Liceo Teniente Coronel D. Fernando Serrano y demás oficiales (¡no se encontraban en dicho local a la llegada de los quintos procedentes de Baza, que con motivo de los fuertes temporales y tener que emprender la marcha a pié desde larga distancia, por caminos intransitables, faltos de abrigo y tal vez por el cansancio, se desmayaron dos de estos infelices. Inmediatamente dispusieron dichos señores fuesen trasladados al mencionado casino, siendo asistidos por el Dr. Don Benito Minagorre, quien los aplicó los reactivos más eficaces, disponiendo el Sr. Presidente que de la fonda «La Sevillana» se les sirviera caldo y vino do Jerez. La dueña de dicho establecimiento, con la generosidad que le distingue, lo facilitó gratuitamente, esmerándose tanto el señor Teniente Coronel como los demás jefes y oficiales en auxiliar a los enfermos hasta conseguir su completa reacción. Vueltos en si, dispuso el jefe de ingenieros militares que bien abrigados y acompañados de su ordenanza, fuesen a una posada y les sirvieran todo lo necesario, pagándolo dicho señor de su bolsillo particular. Digna de elogio es por todos conceptos la conducta de los jefes y oficiales del ejército, que si saben batirse con heroísmo, también saben ejercer la caridad.

Luminosa idea.- U n periodista ha propuesto, como medio para que todos los españoles aprendan a leer y escribir, la siguiente Ley de instrucción pública, con la que estamos conformes, seguros de que había de producir resultados beneficiosos.

Artículo 1º. Desde el año 1894, al hacer el reemplazo del Ejército, serán declarados útiles todos los mozos que no sepan leer y escribir; solo habrá sorteo entre los que sepan para completar el cupo, si aquellos no fuesen bastantes.

Art. 2º. En todos los cuerpos de Ejército habrá los maestros de escuela necesarios para que los soldados aprendan a leer y escribir, sopena de permanecer dos años más en el servicio los que no quisieran soltar la corteza.

Art. 3º. Ninguna mujer menor de veinticinco años, podrá casarse sin acreditar ante el señor alcalde saber leer y escribir, como acreditan ante el cura saber la doctrina cristiana.

Art. 4º. Los concejales de todo ayuntamiento, secretario inclusive, responder, con sus bienes y rentas del pago puntual a los maestros de instrucción primaria; y a la más mínima queja, el juez del distrito procedería bajo su responsabilidad al embargo y venta de los bienes de los morosos, para pagar deuda tan sagrada.

Baile.- El que tuvo efecto el último Domingo por la sociedad del Liceo, nada dejó que desear a los que tuvimos el gusto de asistir a él. Hecha la reseña en nuestro número anterior de los dos con que nos habían obsequiado los jóvenes de esta ciudad , allí nombrados, poco o nada podemos añadir; por la circunstancia de haber sido el mismo local elegido para su celebración, habiendo quedado en él los mismos adornos con que aquellos le embellecieran y siendo las mismas, en su totalidad las jóvenes; que lucían nuevos trajes. A las cinco de la madrugada tuvo fin tan brillante velada, y todo el mundo se despidió, con esta gráfica frase: Desde mañana, ayunos y penitencia.

Bienvenidos.- Con motivo de la saca de quintos de esta zona militar, se encuentran entre nosotros multitud de oficiales de todas armas. Solo sentimos que la permanencia sea corta, pues cunde la animación en el pueblo y sociedades con su presencia.

Prórroga.- Se nos ha asegurado que con motivo del fuerte temporal que se ha apoderado de nuestra comarca, se ha prorrogado algunos días más el plazo para la saca de quintas.

Retraso.- Con motivo del mismo temporal lo sufrió la llegada de los quintos de la provincia de Almería, que cuentan, han sufrido mucho en el camino.

Viajero.- Ha llegado a esta ciudad nuestro ¡amigo D. Fernando Arias Carvajal: sea bien venido.

Acacias.- Señor Alcaide, ¿no se ponen las destinadas a la pinza que hay frente de la Iglesia de San Diego? El tirmpo se pasa, y hay que esperar un año más.

Ranas.- Como el tiempo continúe regalándonos agua y más agua, los habitantes de esta ciudad nos convertiremos en dichos anfibios y las calles en estanques. ¡Tal está el empedrado, que se hacen lagunas imposibles de atravesar!

Ladrillos.-  Con diez o doce idem se arreglaría el piso de los soportales de la plaza de la Constitución, que sirven de paseo a estos vecinos. Rogamos al señor Alcalde su pronto reparo. La verdad es, que con poco desembolso quedamos complacidos.

Año bisiesto.- Las personas nacidas en 29 de Febrero, pueden solamente celebrar el aniversario de su nacimiento cada cuatro años, o sea en año bisiesto, como el actual; sin embargo, en lo que falta del presente siglo únicamente habrá otro año bisiesto, el 1890, y después trascurrirán ocho años y será bisiesto el año 1904. El motivo de dar 29 dias el mes de Febrero en el año bisiesto, es porque los astrónomos observaron que el año astronómico era de 365 días y seis horas, los que componían una parte da un día; y determinóse que por el término de tres años se contasen esas 18 horas y que al cuarto se daría uno más, que se llamaría bisiesto, despreciando 11 minutos que sobraban. Mas como 11 minutos al cabo de 130 años forman un día, ordenó el papa Gregorio XIII que de cada cuatro años centenares solo uno fuese bisiesto; esto es, que lo fuese el año 1600, pero no los de 1700, 1800 y 1900 siéndolo otra vez el año 2000 y no los tres centenares siguientes, y así sucesivamente. Es conocido este arreglo por «Corrección Gregoriana.» (Diario de la Línea.)

 Nuevo matrimonio—En la noche del 5 del actual tuvo lugar el enlace del conocido comerciante de esta localidad don Cristóbal Castro Jiménez con la distinguida señorita doña Dolores Minagorro Muñoz. Apadrinaron el acto el señor don Manunel Mª Mmagorre y su señora doña Rosa Avila, siendo testigos nuestros queridos amigos el Diputado a Cortes don Nicolás Gallego y el Doctor en farmacia señor Ortíz. Numerosos han sido los regalos hechas a la recién casada, deseándoles nosotros una eterna luna de miel.

 

Deja una respuesta