Ayer tarde se celebró en la plaza de las Palomas un nuevo Círculo del Silencio, promovido por un grupo de Cristianos de Guadix comprometidos con la situación de los migrantes y refugiados en torno a la Cruz de Lampedusa que ha sido llevada a hombros desde el colegio Divina Infantita hasta la plaza donde ha tenido lugar un tiempo de silencio, oración y meditación en recuerdo a todos los que mueren en el Mediterráneo.

En ella se ha explicado la situación en que viven hombres y mujeres  de muchas partes del mundo y que se embarcan un viaje incierto y peligroso en busca de un legítimo futuro mejor. También ha participado la comunidad islámica de Guadix aportando los valores que promueve el Islam. Esto es especialmente significativo dado que la mayoría de los Muertos en el mar profesan está religión. 

Un signo de unidad y solidaridad que nos debe hacer pensar ¡Que hacemos con aquellos que repiten lo que muchos españoles hemos hecho en múltiples ocasiones desde el siglo XVI hasta hoy mismo.

Posteriormente la Cruz se ha portado hasta la iglesia de Santiago y continuará su viaje por otros pueblos de la diócesis a lo largo de la semana.

Deja un comentario