Esta mañana se celebraba una rueda de prensa conjunta de todos los grupos de la oposición municipal en el ayto. accitano para presentar una moción conjunta al próximo pleno. Lo hacían los representantes de los grupos políticos de IU Podemos, Gana Guadix y PSOE.

La moción según han explicado los diferentes portavoces en resumen trata de hacerse eco del sentir de la comunidad educativa en la que se incluyen AMPAS, profesorado, alumnado, personad laboral y administrativo y con la cual pretenden expresar su malestar e incomodidad con el caótico inicio de curso escolar que se ha llevado a cabo por parte de la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía.

Especialmente referido a la comarca han denunciado la confusión que ha reinado en la comunicación del principio del curso, el desgobierno y la constante falta de diálogo, la no sustitución de profesorado, la rácana contratación de los profesores Covid solo hasta el 22 de diciembre para ahorrarse las vacaciones de estos profesionales, la inseguridad en las entradas y salidas a las aulas, la no bajada efectiva de la ratio o nº de alumnos por clase, la falta de material tecnolófgico para aquellos alumnos que estén mas necesitados, la atención efectiva a la diversidad, etc.

Han denunciado que la Junta de Andalucía deje de marear la perdiz y le han solicitado por contra mayor garantía de la asistencia semipresencial del alumnado y profesorado,  mayor dotación de medios telemáticos tanto en las aula de los centros como en las familias que no cuentan con tantos recursos para que nos aumente la brecha digital y de formación. Se ha demandado igualmente que sea la Junta de Andalucía la que asuma la tarea que le corresponde en el mantenimiento de las labores de higiene y limpieza de los centros.

Han insistido los grupos de la oposición en que esperan que se sumen sin ningún problema los partidos en el equipo de gobierno municipal en una muestra de trabajo conjunto y de compromiso con todos la comunidad educativa tanto local como de la comarca solicitándole a la Junta que sea responsable en el mantenimiento de todos las actividades complementarias que lleva aparejadas la educación actual, recordando que debe de primar el diálogo con todos los agentes implicados en la educación, entre ellos los sindicatos de la enseñanza, así como garantizar el desarrollo concreto en Guadix, de suficientes recursos e infraestructuras como para poder hacerlo todavía mejor.

Moción en defensa de la educación pública y para garantizar una vuelta segura

Exposición de Motivos

La necesidad de mantener la prestación del servicio público educativo incluso en estas condiciones de pandemia es innegociable.

Para ello, se tendrán que llevar a cabo las adaptaciones en materia de seguridad y salud que sean necesarias. Hasta el momento, el apoyo a la comunidad educativa de la Consejería de Educación y Deporte, en particular, y de la Junta de Andalucía, en general, durante esta pandemia, está siendo nulo.

Durante el periodo de alarma, la comunidad educativa de Andalucía reaccionó de manera generosa y generalizada con rapidez, solidaridad y creatividad para seguir atendiendo a todo el alumnado y garantizar la continuidad del proceso educativo.

Profesorado, alumnado y familias hicieron un esfuerzo ímprobo durante aquellos momentos tan difíciles del confinamiento por mantener la actividad formativa. Hoy día aún siguen soportando una grave situación de incertidumbre no sintiéndose además acompañados por el Gobierno ni por la Consejería que, claramente, no está sabiendo estar a la altura de lo que la ciudadanía necesita y espera de ellos. El Departamento responsable de garantizar la tranquilidad y seguridad a toda la comunidad educativa estuvo y está desaparecido.

El principal objetivo es la vuelta a las aulas. Mientras la situación sanitaria lo permita, la actividad lectiva debe desarrollarse de modo presencial, como principio general durante el curso 2020/21, asegurando la salud de todas las personas que asistan al centro.

Solo en la escuela se pueden llegar a cumplir los objetivos educativos y de sociabilidad que favorecen el desarrollo óptimo de la infancia y adolescencia, paliar la brecha educativa, prevenir el fracaso escolar, el abandono educativo temprano y garantizar la inclusión educativa, la igualdad y la calidad en equidad que deben caracterizar a la educación en Andalucía. No obstante, la gestión del inicio del próximo curso que se está llevando a cabo desde la Consejería está provocando un enorme movimiento social. Las reivindicaciones y quejas están siendo seguidas por todos los sectores de la comunidad educativa y desde todos los rincones de nuestra tierra. Asociaciones de directores y directoras, profesorados, AMPAS, sindicatos… todos se están pronunciando en contra de la nefasta gestión del inicio del próximo curso que se está llevando a cabo desde la Junta de Andalucía.

Este Gobierno, caracterizado por su falta constante de ejemplo y de diálogo, no está sabiendo responder con la necesaria rapidez ni eficacia que requieren las circunstancias, ni está sabiendo gestionar los recursos que desde el Gobierno del Estado se están poniendo a su disposición para hacerle frente a la pandemia. Evita ejercer sus competencias y hace recaer todas sus responsabilidades sobre los hombros de los equipos directivos sin prestar a cambio ningún apoyo, dirigiendo incluso amenazas a las familias y a los propios Ayuntamientos.

Los ayuntamientos, además, parecen estar siempre bajo sospecha. Son los grandes olvidados en esta pandemia cuando, además, con la Ley en la mano, en circunstancias excepcionales como las que estamos viviendo, deberíamos recibir apoyos también excepcionales que el Gobierno de la Junta de Andalucía está queriendo eludir. Nos corresponde, por derecho, reivindicar que se escuche a las voces locales y que se nos atienda como nuestros vecinos y vecinas esperan y necesitan en estos momentos. En el caso de Guadix está siendo insuficiente la dotación de profesorado, las medidas de seguridad y desinfección de los centros. Considerando que existen IES y CEIP donde todavía no se han cubierto todas las bajas de profesorado y la seguridad a la entrada y salida de los centros de secundaria tampoco están cubierta diariamente. Siendo también necesario para la organización de los centros la ampliación del tiempo de contratación del profesorado COVID en los centros educativos. Así como se hace necesario que estos docentes estén presentes en todos los centros educativos independientemente de la ratio y el número de unidades educativas que tenga el centro.

Los acuerdos alcanzados a finales de agosto entre administraciones educativas se han limitado a señalar qué medidas de higiene activar ante la pandemia, sin poner sobre la mesa los medios necesarios para evitar el contagio y la propagación de la COVID-19.

No se ha querido financiar una vuelta segura al colegio a pesar de que la comunidad educativa lo lleva exigiendo desde el inicio de la pandemia. Se trata de conjugar dos derechos fundamentales y no obligar a elegir entre ellos: el derecho a la salud sí, pero también, y no menos importante, el derecho a la educación. 

Sabemos que hay cuatro medidas esenciales y concretas para que ambos derechos puedan ser conjugados con el menor riesgo posible para la salud (pues el riesgo cero no existe), y con el mayor nivel de garantía respecto a la educación para que efectivamente “nadie quede atrás”:

  • Reducir la ratio: máximo de 15 alumnos y alumnas por aula (en infantil 10)
  • Ampliar y estabilizar las plantillas docentes: un 33% más de profesorado
  • Habilitar y crear espacios amplios: recuperar centros públicos cerrados, habilitar espacios públicos municipales, crear nuevos…
  • Aumento y dotación de personal: Enfermería, limpieza, educación social, Orientación, PTSC, de administración…

Pero estas medidas exigen financiación, exigen invertir en educación pública. 

Por eso se ha estado dilatando el tiempo, “mareando la perdiz”, esperando hasta última hora para, al final, dedicarse a debatir y llegar a “acuerdos de mínimos” sobre qué medidas tomar ante la catástrofe, sin haber tomado medidas para evitar que no se produzca dicha catástrofe. 

En estos momentos, el sistema educativo público necesita ser protegido, ya que es la estructura que proporciona y garantiza el derecho constitucional a la educación, y su mayor protección se debe realizar garantizando una educación presencial segura. El pleno derecho a la educación solo puede ser presencial. Las pantallas no son escuelas. Por eso se hace más necesario más que nunca invertir lo necesario en personal, medios y adecuación de espacios, y hacer una buena planificación de todo el sistema educativo, para garantizar una vuelta segura a la escuela.

Las decisiones e inversiones que están o deben estar haciendo las administraciones educativas en estos días conformarán las prácticas educativas en años venideros, incluso después del fin de la pandemia.

Por todo ello, los Grupos Municipales del PSOE, Izquierda Unida/Podemos y Gana Guadix proponen al Pleno la adopción de los siguientes ACUERDOS:

PRIMERO. El Pleno del Ayuntamiento insta al Consejo de Gobierno a reconocer el papel de la comunidad educativa (profesorado, equipos directivos, personal de la administración y servicios, familias y alumnado) por la dedicación mostrada y los esfuerzos realizados durante el confinamiento y el tercer trimestre del curso 2019/20; así como por los esfuerzos llevados a cabo hasta el momento por el inicio del curso 2020/21.

SEGUNDO: La contratación de personal docente y no docente para bajar la ratio y garantizar las distancias de seguridad y los protocolos de prevención frente a la COVID-19, así como para atender a la diversidad de forma inclusiva en un curso educativo tan complejo. Ademas cubrir de inmediato todas las bajas del profesorado de los CEIP e IES de la ciudad de Guadix y a su vez ampliar el tiempo de permanencia del profesorado COVID en los centros, aumentando la dotación de  profesorado en los centros educativos sostenidos con fondos públicos.

TERCERO: A que se adopten las medidas higiénico-sanitarias necesarias para poder iniciar el nuevo curso escolar de una manera segura, garantizando el reparto de geles, mascarillas y cuantos recursos sean necesarios en número suficiente para cubrir las necesidades de toda la comunidad educativa del municipio, incluyendo alumnado, profesorado y demás personal profesional que preste servicios en los centros educativos. El uso obligatorio de las mascarillas supone un coste económico añadido a las familias siendo necesario, y en los tiempos que estamos viviendo donde la economía de muchas familias andaluzas se ha visto mermada, la necesidad de ayudar económicamente o a través de los centros educativos de la dotación de mascarillas a todo el alumnado. Se tiene en consideración que en los centros educativos no es posible mantener la distancia de seguridad en ningún momento, por lo que el uso de la mascarilla será permanente desde que lleguen al centro (incluido el momento del transporte escolar) hasta la finalización de todas las actividades, incluidas las extraescolares, y que se deberán renovar como máximo tras cuatro horas de uso.

CUARTO: El Pleno del Ayuntamiento insta al Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía a que, en función de lo establecido en el artículo 25 de la Ley de Autonomía Local de Andalucía, financie con gastos correspondientes a la Comunidad Autónoma, las labores extraordinarias de higiene, limpieza y desinfección diarias de los centros educativos dependientes del Ayuntamiento por entender que estas vienen provocadas por el cumplimiento de las normas emanadas de la Junta de Andalucía para hacer frente al COVID-19 y exceden de la competencia ordinaria del mismo.

QUINTO: A colaborar con el resto de Administraciones y a que se comprometa a hacer una relación de centros, locales y espacios que puedan ser utilizados para ampliar los espacios de los centros docentes y así permitir bajar la ratio y garantizar las distancias de seguridad y los protocolos de prevención frente a la COVID-19.

SEXTO: A dotar a los centros educativos públicos, así como a su alumnado, de los recursos materiales necesarios para poder garantizar una educación telemática, ante la posibilidad de una nueva suspensión de la actividad docente presencial durante el curso 2020/2021.

SEPTIMO: Negociar con las organizaciones sindicales las medidas a implementar en los colegios e institutos de nuestra comunidad autónoma a fin de, por un lado, garantizar la seguridad de toda la comunidad educativa y, por otro, dar voz y voto a la Mesa Sectorial ignorada hasta la fecha

OCTAVO: El Pleno del Ayuntamiento insta al Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía a garantizar la prestación de servicios escolares complementarios (aula matinal, actividades extraescolares, transporte…), especialmente del servicio comedor, para la población infantil del municipio en riesgo de vulnerabilidad.

NOVENO: El Pleno del Ayuntamiento insta al Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía a que, igualmente en función de lo establecido en ese mismo artículo 25 de la Ley de Autonomía Local de Andalucía, financie con gastos correspondientes a la 2/3Comunidad Autónoma, las obras de infraestructuras que se consideren oportunas parla adecuación de los espacios en los centros a las nuevas circunstancias sobrevenida y evitar en la medida de lo posible la propagación de los contagios.

Dar traslado de los presentes acuerdos al Parlamento de Andalucía, al Congreso de los Diputados, a la FAMP y a la FEMP.

Guadix 24/09/2020

Portavoz PSOE               Portavoz IU/Podemos               Portavoz Gana Guadix

Deja un comentario