Por Pity Alarcón

Siempre he tenido la impresión de que, como dijo  Miguel de Unamuno, Guadix es  ‘una daga castellana en el corazón de Andalucía’. Y ya se sabe, los castellanos tienen fama de comedidos,  de contenidos, de moderados, de discretos…todo lo equivalente a carentes de pasión, de fuerza, de ganas de defender lo suyo hasta el final. Ya sé, no necesariamente ha de ser así, pero es lo que parece, lo que pareció siempre, a lo largo de nuestra intensa historia.

Y como quiera que, sintiéndome profundamente accitana, inmensamente guadijeña, siempre defendí aquello en lo que creo con pasión, con calor, con fuerza, es por lo que me hace inmensamente feliz comprobar como en el siglo XXI aún es posible encontrar en esta tierra plataformas, asociaciones, entidades, corporaciones y así hasta el  infinito que están dispuestas a defender los derechos de esta tierra que a lo largo del tiempo quizás ha sido maltratada por la dejadez de los que deberíamos defenderla con más ahínco, con más pasión, con mas decisión.

Sí, demos la bienvenida a la actividad iniciada por  las plataformas ciudadanas s “Amigos del Ferrocarril Comarca de Baza”, “Comarca de Guadix por el Tren”, “Mujeres al Tren” y “Granada por el Tren” que cuentan con el respaldo de los plenos del Ayuntamiento de Guadix y de la Diputación Provincial y que han decidido que el próximo  4 de octubre a las 12:00 del mediodía  se “pare la actividad productiva” simbólicamente durante 5 minutos, en protesta por la situación de peligro que vive  la zona norte de Granada.

Es cierto que no solo es la zona norte de Granada la afectada por la sinrazón de algunos políticos que, en un ejercicio supremo de ceguera, no supieron ver, hace muchos años, que el cierre de la línea de ferrocarril Guadix, Lorca, Murcia,  condenaba a una parte de esta tierra al aislamiento más absoluto. Es por esto que nos parece muy oportuno que estas asociaciones pidan la puesta en marcha de la línea férrea Guadix-Baza-Almanzora-Lorca, porque esta decisión sería de una importancia extraordinaria para luchar contra la despoblación, algo que ha entendido perfectamente la Plataforma Comarca de Guadix por el Tren que nos anuncia que trabaja en una  nueva propuesta que será dada a conocer en los próximos días para reforzar el trabajo de todos  los agentes sociales y políticos de las comarcas del norte de Granada con el objetivo de luchar  contra la despoblación.

Y nos alegramos de que no estén solos, nos congratulamos de que más de un centenar de asociaciones españolas de diversos puntos de nuestro país decidan estar al lado de nuestras plataformas ciudadanas en defensa de un ferrocarril que nos una con Murcia: las causas justas han de ser defendidas por ciudadanos justos.

Y pienso que es el momento de descargar mi nostalgia, de recordar mi  niñez en Guadix, en este pueblo al que amo. Y rememorar mis correrías  por los callejos de mi barrio, San Miguel, donde no hubiese sido difícil encontrarnos con el Diablo Cojuelo, la inmortal obra de Vélez de Guevara que dice: “No, no olvidemos, de camino, Guadix, ciudad antigua y celebrada por sus melones, y mucho más por el divino ingenio del doctor Mira de Amescua, hijo suyo y arcediano”. Y recuerdo también mis viajes a Elche, donde gran parte de mi familia nos esperaba tras un largo, fatigoso y esperanzador viaje en trenes que nos llenaban de carbonilla si nos asomábamos a las ventanas (en esos trenes si podías asomarte), en vagones con asientos de madera que sonaban con un “tracatra” inolvidable. 

Bienvenidas estas plataformas, estas asociaciones, estos grupos de gente que han decidido defender lo que nunca debió desaparecer. Bienvenidas y mucha suerte.

Deja un comentario