Como consecuencia de la situación de emergencia sanitaria que atravesamos y siguiendo las normas AntiCovid-19 se han tenido que suspender las fiestas tradicionales en honor a S. Antón que deberían celebrarse este fin de semana. 

Aunque más tarde de lo esperado era una opción que no tenía discusión posible sobre todo, sí se atendía a las normas de obligado cumplimiento para la lucha contra la pandemia.

No se pueden hacer reuniones masivas, hay toque de queda social, etc. Por ello, no se convocarán los tradicionales concursos de luminarias y caballerías, ni se realizará la luminaria en la era de S. Santón así como tampoco se instalarán los puestos en el entorno de la ermita de San Antón lo que obliga a cumplir con el rito de la cuña en el mercado semanal del Sábado.

Deja una respuesta