La extraña primavera de 2020 nos dejará recuerdos e imágenes que posiblemente permanezcan con nosotros para siempre. Las visiones y emociones que comportan la experiencia de la pandemia de Covid-19 y el confinamiento formarán parte irremediablemente de la memoria de esta generación. Sentimientos profundos nos han embargado al mirar calles y plazas vacías, al reconocer a nuestros pequeños detrás de las ventanas, al vecindario con mascarillas separados por la “distancia social” (¡qué pronto nos habituamos a las palabras!). Tiempos convulsos que sin duda dejarán una huella difícil de borrar y que tampoco conviene olvidar, para avanzar hacia un mundo “más amable, más humano y menos raro”, como decía aquella canción de “La cabra mecánica” y María Jiménez.

Una huella que nos gustaría plasmar y materializar a través de este proyecto que consiste en unir los sentimientos de los accitanos y accitanas en una exposición colectiva que refleje las vivencias experimentadas durante este periodo de confinamiento. Queremos recopilar fotografías hechas desde el único lugar donde nos ha tocado vivir, nuestras casas, imágenes desde el interior o del transcurrir de la vida desde las ventanas. Se trata de un proyecto colectivo en el que no buscamos tanto la calidad técnica como el enfoque humano, la captura de esos momentos singulares que reflejen estos tiempos convulsos que vivimos y que jamás hubiéramos pensado. Una selección de estas imágenes conformará una exposición que pasará a constituir parte de la historia de nuestra ciudad y clave para explicar este momento a generaciones futuras.

Para ello apelamos una vez más al espíritu solidario y participativo que ahora y siempre caracteriza a los personas que habitan esta ciudad. Os pedimos que mandéis a cultura@guadix.es vuestras imágenes del confinamiento, con las que daremos forma a esta exposición que dentro de poco veremos juntos en las calles de Guadix y que se convertirá en símbolo del final de este extraño sueño.

Deja una respuesta