Se celebró el día de la Constitución en la ciudad sin un solo acto oficial que conmemorara precisamente esta efemérides, el aniversario de la Constitución del 78. 

Si hubo en cambio, en el teatro Mira de Amézcua ganas de aplaudir un acontecimiento cultural que no fue otro que la reaparición después de mucho tiempo de Theresa´s Mood en concierto.

Una producción propia del teatro que llevó al piano y la voz el dúo Theresa´s Mood con un puñado que se antojó, escaso, de versiones de poemas de grandes autores españoles y no menores músicos que las llevaron al gran público. 

Se pudo disfrutar de poemas de Miguel Hernández en Nanas de la Cebolla, de Jose Agustín Goytisolo en Palabras para Julia o de Luis García Montero y de Leonard Cohën que puso punto y final a una actuación que emocionó a sus interpretes y que dejó en los asistentes las ganas de reencontrarse con la música, con la cultura, había desde luego, ganas de aplaudir, de vibrar y de compartir. 

Como ocurriera con el broche final que puso Luca en el escenario recitando un poema que nos dejó boquiabiertos por el desparpajo con que el pequeño Luca se enfrentó a semejante reto. 

Un logro y un acierto completo este concierto, que si bien en algunas versiones nos pareció que el original había podido con la versión presentada en cambio al final quedó un buen sabor de boca, que nos supo a poco. Es preciso, más.

Deja una respuesta