Sobre las seis de la mañana se producía un incendio en una nave destinada a la explotación de pollos en la que han fallecido casi 25.000 animales. Pese a la rápida presencia de los bomberos y guardia civil, no han podido hacer nada por salvar la vida de los animales.

Unas personas que iban a trabajar en una zona próxima, son las que han dado la voz de alarma y han llamado a los Bomberos y a la Guardia Civil. Hasta el lugar del siniestro se han desplazado dos bomberos con un vehículo  pero cuando han llegado un cuarto de hora después ya no existían llamas solo quedan rescoldos del incendio y mucho humo, procediendo a evacuar todo el que queda en el interior de la nave, en la que ya solo se han encontrado los pollos totalmente calcinados.

Las cusas del siniestro están aún por determinar pero todos los indicios apuntan a un problema con el cuadro eléctrico si bien la Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación para determinar la causa. La valoración de los daños materiales, además de la muerte de los animales, será necesario evaluar también y aunque la estructura no ha sufrido grandes daños por el tipo constructivo de la misma todos sus cerramientos y suelos están afectados.

Deja un comentario