Desde las 12 de la mañana la A-92, en el Puerto de la Mora permanece cerrado por otra nevada que ha vuelto a coger desprevenidos a los responsables de la administración y de nuevo han quedado algunos vehículos atrapados. El tráfico ha quedado desviado por la A-308 en el desvío de Darro a Iznalloz.

Es la segunda vez en una semana que los ciudadanos sufren los los cortes de carretera por las inclemencias meteorológicas, cuando además existen medios para que la calzada quede limpia, sobre todo si las máquinas que siempre han estado preparadas en este tiempo actúen con celeridad y no se desvíen a otras zonas.

Deja un comentario